Se espera que en las horas previas al inicio de las fiestas de San Fermín 2019 bajen las temperaturas y desaparezca la alerta amarilla que ha estado vigente en los últimos días en Navarra por altas temperaturas.

El día 6 de julio se esperan temperaturas máximas de 32 grados en Pamplona. A las 12 de mañana se espera tiempo soleado y una temperatura de entre 25 y 28 grados. Será el momento en el que La Pamplonesa lance el chupinazo que dará inicio a las fiestas. Por la tarde las temperaturas subirán hasta los 32 grados bajando hasta llegar a la noche (21 horas) con una temperatura de 23 grados y una madrugada en la que rondaremos los 17 grados.

El primer encierro, el domingo 7, lo viviremos con 14 grados y cielos cubiertos de nubes que se irán despejando a lo largo de la mañana. Se espera para el domingo una máxima de 28 grados.

El lunes y el martes se esperan precipitaciones en Pamplona (más probables en la jornada del lunes) y con temperaturas máximas que bajarán estos días hasta los 24º.