La donación de sangre es algo (afortunadamente) bastante común pero la donación de médula no es tan común. En primer lugar lo que tenemos que hacer si queremos ser donante debemos inscribirnos realizando un simple trámite como una análisis de sangre. Solo una pequeña parte de todos los potenciales donantes son en un momento dado compatibles para donar médula. El proceso de donación es bastante más sencillo de lo que en un principio podemos pensar… Nos lo ha explicado Piva Sánchez, hematóloga del CHN en Buenos días Mordor.